Gracias ilustradas.

Igual que un motor que jadea exhaustivamente sin poder parar y que termina por quemarse, la economía pega un freno en seco dejando que el silencio llene las calles, esta vez, con unas voces que siempre habían sonado pero no habíamos parado a escuchar. ¿Y tenía que pasar justo ahora? Pues quizás sí.

Por @madkatala

Seguir leyendo “Gracias ilustradas.”